[Crónica] TOUNDRA + THE HARDTOPS @ Sala Joy Eslava, Madrid [23/02/13]


ToundraAnoche asistimos a uno de los acontecimientos musicales de lo que va de año en lo que refiere a música nacional. Toundra volvían a Madrid a presentar su último trabajo III bajo unas condiciones inmejorables. La sala Joy Eslava colgada el cartel de sold out semanas antes de la fecha del evento, un hecho sin precedentes en la trayectoria de una banda de rock instrumental en nuestro país. En la sala no cabía ni un alma. Poco a poco, se fueron llenando tanto la planta baja como los dos pisos del teatro hasta conseguir un ambiente bastante saturado.

The Hardtops no se hicieron y desde las 8 de la tarde, durante 45 minutos, dieron un bolo que resultó ser muy discordante con lo que vendría después pero no dejó de ser atractivo para los asistentes: punk rock rápido y resultón para levantar los ánimos antes del plato fuerte. Algunos comentábamos que tal vez hubiesen pegado más como teloneros Trono de Sangre o Emerge (cuyos componentes también forman The Hardtops) por eso de guardar una relación de géneros más acorde. En cualquier caso, la actuación de Escri y compañía no desmereció en absoluto.

Tras ellos, les tocaba el turno a los Toundra, quienes, a pesar de ser capaces de llenar una sala como la Joy, aun guardan costumbres de banda humilde y salieron a preparar sus correspondientes equipos de sonido e instrumentos ellos mismos. Dado que no contaban con micrófonos para la actuación, puesto que no los necesitan, Esteban tuvo que vociferar un nítido “gracias por venir” al aforo antes de empezar, el cual fue respondido por una excitada ovación. Siempre llama la atención no ver micros sobre el escenario. La banda abría con “Ara Caeli”, tema de apertura (también) de III, acompañados por un cuarteto de cuerdas orquestal. Desde el inicio, Toundra sonaron compactos y con un sonido impoluto a la par que sólido, más ceñido a su vena más post-metalera que a la de rock instrumental. El concierto continuó con “Cielo Negro”, “Marte” y “Bajamar”, único vestigio junto con “Medusa” del primer álbum de la banda a día de hoy, para luego dar paso a la imponente “Lilim”. Tras ello, un cambio de registro colosal con la acústica y embriagadora “Requiem”, con la cual se hizo uno de los grandes momentos de la noche al subirse al escenario Escri a la solo guitar y Macon (Adrift, El Páramo) a la guitarra acústica. Los focos apuntaban a la inmensa bola de discoteca del centro del teatro, reflejando en el aforo infinidad de destellos azulados. Era una gozada contemplar el espectáculo desde los palcos. Más tarde, intervendrían de nuevo Macon a la guitarra y Escri, quien ayudó a la banda a poner la nota disonante del concierto con una cover del “I Believe In Miracles” de los Ramones. Cerraron el setlist con el arsenal pesado de su disco (II): “Magreb” y “Zanzíbar” empalmaban con “Espírita” para poner punto final al cuerpo del concierto. Gran desenlace con el coro vocal de “Espírita”, obtuvo una ovación unánime. Instantes después, la banda se ofrecía a hacer un bis con la aclamada “Bizancio”, poniendo punto y final a un concierto de los que dejan sin habla.

El III sonó al completo, tal y como se preveía, y Toundra sonaron descomunales. Firmes, perfectamente compenetrados, resolviendo muros de sonido contundentes y a la vez conmovedores. No se le puede pedir más a un concierto de estas características, salvo mayor duración, pero eso ya sería pedir demasiado, ¿no?

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s